Partamos de la base de que nada es seguro completamente, si alguien se empeña en meterse en tu red wifi seguramente lo consegurá, pero se lo podemos complicar bastante con algunas medidas técnicas y algunas “caseras” voy a ordenarlas por dificultad y nivel de seguridad, entre todas